Compartir en:

MERIDA, YUCATAN, 21 de enero de 2022.- Un trabajador de la empresa distribuidora de gas butano “Zeta” pereció hoy en la madrugada al recibir una potente descarga eléctrica que cuando abastecía un deposito estacionario del hidrocarburo en la azotea de un predio ubicado en la calle 65 entre 68 y 70, Centro meridano.

Los informes a la mano indican que este hecho  se registró al filo de las 2.30 horas de este viernes  en la casa mencionada  y ocurrió cuando el ahora occiso que se llamaba CARLOS BARRERA A, de 36 años de edad, al terminar de llenar el tanque de con el energético  procedió a bajar del techo del inmueble, pero se descuidó y su cabeza rozó con los cables de alta tensión de la Comisión Federal de  Electricidad (CFE) por lo que cayó fulminado desde seis metros de alto.

De inmediato, su ayudante llamó al 911 para reportar el asunto y pedir auxilio, de manera que poco después llegaron al lugar agentes y paramédicos de la Policía Municipal de Mérida (PMM) los cuales aseguraron el sitio y se percataron de que el sujeto aún estaba vivo, por lo que fue llevado al Centro Médico Nacional “Ignacio García Téllez”, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), donde horas después partió al más allá.  

Compartir en:

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *